¿Te has divorciado y quieres adquirir el 50% de tu vivienda que corresponde a tu ex-pareja?

En un proceso de divorcio, uno de los aspectos más difíciles de resolver es poder alcanzar un acuerdo económico que contente a ambas partes. Repartir bienes y deudas puede ser un verdadero tormento si no hay acuerdo mutuo, y más aún si la relación entre los ex no es muy fluida. Dejarlo todo en manos de nuestros abogados puede parecer la mejor solución, pero en la mayoría de los casos no poseen los conocimientos financieros adecuados para gestionar la relación con nuestro banco.
Mi banco no quiere sacar a mi ex-pareja de la hipoteca
El principal obstáculo para alcanzar una solución al divorcio lo presenta nuestra vivienda. Una vez hayamos acordado quién se queda con ella, viene el problema con el banco. Aunque haya sentencia judicial de divorcio de por medio, y una de las partes se haya adjudicado el 100% de la vivienda, la otra parte seguirá apareciendo de titular en el préstamo hipotecario, lo que le dificultará en gran medida el solicitar cualquier tipo de préstamo en un futuro. Si vamos a nuestro banco nos encontraremos con que su respuesta siempre seré la negativa a sacar de la hipoteca a la otra parte. El banco nunca querrá perder garantía aunque esa parte ya no sea propietaria de la vivienda.

¿Cómo adquiero entonces ese 50% de mi vivienda que corresponde a mi ex-pareja?

Adquirir el 50% de la vivienda que posee mi ex-pareja técnicamente se llama «extinción de condominio» y realmente se trata de una compraventa en la que la parte compradora ya es propietaria de un determinado porcentaje del bien que compra. Su forma más común se realiza en casos de divorcios y separaciones, en los que una de las partes adquiere el 50% de la propiedad que corresponde a su ex-pareja, pero también es frecuente en casos de herencia, donde uno de los herederos adquiere la parte del bien que corresponde a los otros. Esta extinción de condominio, aunque propiamente se trate de una compraventa, goza de un beneficio fiscal, y es que en lugar de tributar al 8% que le correspondería por ser una transmisión patrimonial, lo hace al 1,5%.

¿Cuál es entonces la mejor solución?

En Hipoteca 100 conseguimos financiación para que puedas adquirir ese 50% sin problemas. Nuestros acuerdos con las entidades financieras con las que colaboramos nos permiten ofrecerte las mejores condiciones hipotecarias para financiar este tipo de compraventas. Compra el 100% de tu vivienda y libera por fin a tu ex-pareja de la carga hipotecaria para que pueda afrontar su futuro sin problemas financieros. Con las mejores condiciones del mercado y financiando hasta el 100% de la compra. Conseguiremos resolver de una vez por todas tu problema y el de tu ex-pareja.